¿Qué sentido tiene mi vida?

¿Para qué vine?

¿Cuál es mi misión?

¿Qué sentido tiene mi vida?

Miles de historias se han escrito sobre esto, y millones de imágenes se han construido para dirigirnos y representarnos ese sentido de vida.

Voy a hacerlo más simple, darle “un sentido a nuestra vida” es hacer algo pequeño o grande cada día, pero significativo; dedicarle una o varias horas a la semana a alguna actividad que postergamos por los hijos, la pareja, el trabajo, pero que sabemos que nos da felicidad… ejemplo bailar, aprender a cocinar, leer, etc.

Es importante que le pongas acción, intensidad y amor. Aunque parezca increíble, esas pocas horas que te dediques te darán la energía que necesitas para avanzar en el día a día. Todo tendrá mejor color y las adversidades serán más ligeras.

Yo Superior dice que venimos a esta vida para ser felices haciendo lo que amamos, ¿Qué impide que lo puedas hacer?

Hay muchas creencias que pueden limitarte, un buen ejercicio es que todos los días escribas lo que te dices, eso ayuda a ser consciente de lo que ésta instalado como una verdad en ti; ejemplos hay muchos como: la vida es dura; hay que sufrir para tener algo; el disfrute es imposible en esta realidad; no hay dinero para mí, etc.

Por favor ten claro que todo lo que has realizado en este planeta… es para lo que viniste, existe el libre albedrío y el alma lo usa a diario. Cada una de tus experiencias te llevan día a día al camino que tienes ahora, disfrútalo y agradécelo; y no te deprimas pensando si harás lo correcto;  hasta lo más amargo o lo más dulce son aprendizajes de vida.

¡Tu misión aquí es valorar todo lo que has transitado, ten claro que todo, aunque por el momento no lo entiendas vale la pena!

La felicidad se la va construyendo paso a paso….